La monja madura tenía ganas de polla y se la dieron

05:14 min - 19/01/2015 - 274.045 visitas
La monja madura tenía ganas de polla y se la dieron Si es que no se puede estar tanto tiempo sin sexo, la pobre monja va más salida que el pico de una mesa. Claro, en cuanto le tiraron un par de piropos y le enseñaron la polla, la mujer se puso como una moto. Hay que decir que para llevar tanto sin follar, la cabrona se las mete por el coño y por el culo que es una burrada. Esta repite, os lo digo yo, jejeje.